Biberones

Los biberones son importantísimos en el crecimiento del niño, sin embargo, hay muchos tipos de biberones, ya sean con boca ancha o estrecha, con tetina de látex o silicona, de cristal o de plástico e, incluso, anticólicos.

Pero no te preocupes, que en debebes.shop tenemos el biberón que mejor se adapta a tu hijo:

¿Qué tipo de biberón comprar?

Como decíamos hay que tener en cuenta varios factores a la hora de elegir un biberón. Si atendemos al material con que están fabricados, los biberones  serán, generalmente:

VIDRIO

Tiene ventajas sobre otro tipo de biberones, como los de plástico. Por ejemplo, no desprende ningún tipo de material del que está fabricado, puesto que el vidrio es muy resistente.

Y tampoco se quedan impregnados en su superficie sabores, olores ni siquiera los colores de los alimentos. Esto provocará que el biberón sea más higiénico, puesto que no olerá ni quedarán restos en su superficie.

Además, aguanta mejor la temperatura y, por ende, son más fáciles de esterilizar, puesto que en este tipo de material se puede hacer mediante las dos vías tradicionales: calor (ebullición o vapor) y mediante frío.

POLIPROPILENO PLÁSTICO

La principal diferencia con los anteriores es que SÍ absorben olores, por lo cual han de ser cambiados con más frecuencia. Lo bueno de este tipo de biberones es que son termorresistentes, es decir, resisten muy bien los cambios bruscos de temperatura. Lo que conlleva como ventajas principales que se puedan calentar y esterilizar sin ningún tipo de problema. El único problema con respecto a los biberones de vidrio es que, en algunos casos, pueden absorber los colores y acabar amarilleando (y como decíamos al principio, también pueden acabar absorbiendo olores)

En conclusión, los ‘bibes’ de plástico se deterioran un poco más rápido que los de vidrio, pero ofrecen mayor resistencia a los golpes y mayor comodidad puesto que pesan menos y pueden resultar más confortables para nuestro bebé. Los de vidrio pueden resultar un problema, sobre todo en caso de rotura, mientras que los de polipropileno plástico son prácticamente irrompibles.

¿Qué tipo de tetina es la ideal para mi bebé?

Tras la elección del biberón, hay que seleccionar el tipo de tetina. Las tetinas se componen de diferentes materiales y son de diferentes formas. Se pueden usar tanto para lactancia artificial, como para leche que se haya extraído de la mamá. Al final, el objetivo de una tetina es imitar la funcionalidad del pecho materno.

Tipos de tetina según el material:

TETINAS DE SILICONA

Lo más destacado de este tipo de tetinas es que son de silicona, material blando, elástico y flexible. Como ventajas principales:

  • No absorbe el agua
  • No absorben olores
  • No absorben los sabores

Esto hace que este tipo de tetina no se deteriore ni cambien de forma con el tiempo. Sin embargo, no se recomienda para peques a los que les estén saliendo los dientes, puesto que es un material que tiende a romperse con los cortes (como por ejemplo con los cortes de los dientes).

TETINAS DE CAUCHO

Como ventajas principales:

  • Son muy resistentes
  • Son muy elásticas y flexibles
  • Son bastante blandas

No obstante, este tipo de tetinas puede que absorban el agua y se terminen hinchando, lo cual hace que se deterioren. En general, las tetinas de caucho poseen una durabilidad un tanto menor que las de silicona, aunque aguantan mejor los mordiscos de los más pequeños.

Tipos de tetina según el diseño y la funcionalidad

Hay muchos tipos de tetina y todas se adaptan a cualquier tipo de biberón. En debebes hemos decidido distinguir 5 modelos diferentes:

  1. Tetina con tres agujeros: Este tipo de tetinas están pensadas para cuando el chiquitín de la casa está un poco más crecido, puesto que permiten una mayor salida de líquido del biberón.
  2. Tetina Anatómica: Esta tetina es de las más conocidas, simulan el pezón materno, con el objetivo de que se adapten a la boca del pequeño y la succión por parte del bebé sea mucho más sencilla.
  3. Tetina redonda con agujero de estrella: Este tipo de tetinas se emplean para cuando el bebé requiere de una alimentación un poco más solida que la leche, como podrían ser los potitos o papillas. Este tipo de agujero permite pasar una alimentación más similar a los potitos.
  4. Tetina redonda con agujero pequeño: Se suelen utilizar para cuando el bebé tiene pocos días y destacan frente al resto en que deja pasar muy poco flujo de líquido y tienen un único agujero, con esto nos aseguramos que el bebé recién nacido pueda alimentarse sin riesgo de atragantarse.
  5. Tetina con varias posiciones: Son ideales para cualquier edad del bebé, puesto que deja pasar una cantidad de líquido en función a como lo adaptemos, teniendo tres niveles, uno mínimo, uno normal y un nivel máximo en el que se dejaría pasar una mayor cantidad de líquido.

Además de biberones, en debebes.shop tenemos: