5 motivos por los que las vacunas son obligatorias para tu bebé

En varios países del mundo, un niño no puede entrar a una guardería si no tiene puestas las vacunas que le corresponden. Y es algo que en la época en la que estamos nos parece de vital importancia.

¿Quieres saber por qué?

Alto riesgo de contagio





Si tu bebé no está vacunado, cuando entre en la guardería existirán altas posibilidades de que contagie a otros niños, o de ser contagiado por otros niños que tampoco estén vacunados.

Por si sois escépticos en el tema de las vacunas (esperamos que no), os traemos las 10 razones que os convencerán de que las vacunas son necesarias.

1 – Porque las vacunas evitan enfermedades graves

Las vacunas evitarán todo tipo de enfermedades graves a tu bebé, evitarán que tu bebé se contagie y contagie a los demás compañeros de clase.

Es innegable a estas alturas que, gracias a las vacunas, muchas enfermedades consideradas como graves están a punto de desaparecer.

Como por ejemplo, la polio.

2 – No hay efectos secundarios o son muy bajos





Los efectos secundarios de las vacunas no se dan casi. Y en los pocos casos en los que se dan, son demasiado suaves como para poder considerarlos como efectos secundarios.

Todo son ventajas.

3 – A pesar de las vacunas, la posibilidad de contagio es real

Es verdad que las probabilidades de enfermar se reducen drásticamente, pero dependerá del sistema inmunológico del niño y, en definitiva, de su genética.

Las vacunas son necesarias, porque es importante reducir el riesgo de contagio entre los niños.

4 – Los niños que no se vacunan tienen muchas más probabilidades de enfermar

Como resulta lógico, los niños no vacunados tienen muchísimas más probabilidades de enfermar que los niños vacunados.

Además, si a esto le sumamos que el sistema inmunológico del pequeño en cuestión es débil, el peligro de contagio aumenta todavía más.

Generalmente, los padres antivacunas argumentan que los niños que no se vacunan están más sanos que los que sí lo hacen. Lo cual es mentira.

5 – En un colegio infantil es más fácil el contagio





Obviamente, en una clase donde están encerrados todo el día nuestros niños, es mucho más fácil que se produzca el contagio, puesto que una vez que uno de los niños enferma, contagiará al resto.

Hay que concienciar sobre la importancia de las vacunas

Es triste leer noticias del diario “el mundo” como ésta, en la que una niña murió de meningitis por no estar vacunada.

Creemos necesario deshacernos de tanta histeria y paranoia colectiva, que hacen que ciertos padres empiecen a creer que la industria farmacéutica, científica y médica quieren hacernos enfermar.

¡Concienciémonos!

¿Vosotros estáis a favor de las vacunas? ¡Esperamos que sí!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *